Próxima rabelada

PRÓXIMA RABELADA: Al final de la marcha por el Camino de la Lana, el próximo sábado 20 de octubre.

domingo, 10 de noviembre de 2013

El Camino de la Lana a su paso por Cifuentes (Guadalajara)




Foto de Raúl Gorgues

El pasado sábado 19 de octubre de este año 2013 hicimos un recorrido por el ramal del camino a Santiago conocido como Camino de la Lana, que viene de Valencia y Alicante y que, pasando por Cuenca y Atienza, se une en Burgos al camino principal que viene de Francia hacia Santiago. En esta ocasión, se trataba de dar a conocer el tramo correspondiente al municipio de Cifuentes, entre Trillo y Las Inviernas (Guadalajara).

Después de un reconfortante desayuno de chocolate y bizcocho en Gárgoles de Abajo, salimos para Gárgoles de Arriba donde nos invitaron a un vino local en la ermita de San Blas. De allí a Cifuentes con visita a la ermita de La Soledad, La Balsa y sus manantiales, la ermita del Remedio, y el pórtico de Santiago de la iglesia principal. Finalizamos en Moranchel, donde nos esperaban unas buenas migas de pastor recién hechas, acompañadas de vino y licor locales (de Gárgoles, Cifuentes y Morillejo).

Estás son las coplas que escribí para cantar al final del recorrido, a modo de homenaje al peregrino que antaño recorría estos caminos, y que hacen referencia a los lugares visitados en este tramo y al problema del abandono del pastoreo de ganados y de los caminos.

El Camino de la Lana por Cifuentes

Peregrino que hace días / recorres este camino,
haz un alto, para y bebe, / toma mi bota de vino
y enjuágate la garganta / con esta sangre de Cristo,
que poco mal puede hacerte / si te la ofrece un amigo.

Si caminas a Santiago, / lejos tienes el destino;
no te lo tomes con prisa, / mejor siéntate conmigo,
a la sombra de este árbol / que no es encina ni pino,
sino un chopo altanero / que ya está envejecido.

Hace tiempo que estos campos / y estos montes verdecidos
ya no ven pastar rebaños, / ni se escuchan los silbidos
de los pastores llamando / a los corderos perdidos,
y los perros ya no siguen / al ganado en el camino.

Hace tiempo que estas sendas / ven muy pocos peregrinos,
las aliagas y el majuelo / han crecido en el camino;
hoy se cubre de maleza / y se pierde el recorrido
que antaño comunicaba / a estos pueblos esparcidos.

El Camino de la Lana / junto al Tajo llega a Trillo,
y enseguida vas a ver / Gárgoles y Gargolillos,
más allá está Cifuentes / con su iglesia y su castillo,
y encontrarás Moranchel / cuando acaba el municipio.

Buena gente en estas tierras, / buena miel y buenos vinos,
unos buenos manantiales / en La Balsa y su molino,
y unas aguas cristalinas / que nacen y ya son río,
baja y bebe el agua fresca / para seguir el camino.

No te olvides de la Alcarria / cuando llegues al destino,
y a los otros peregrinos / cuéntales lo que has vivido.
Yo te dedico estas coplas / y con pena me despido
no sin antes desearte / buena suerte y buen camino.

Enrique Díaz, Octubre de 2013

3 comentarios:

  1. Pero el camino de la lana original venia por Morillejo desde Priego y bajaba por el puente de Murel en donde se fundo el Monasterio de Ovila, subiendo por Carrascosa y llegando hasta Cifuentes sin pasar por Trillo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En cualquier caso, como no había un puente estable para pasar el Tajo, varias asociaciones de Amigos del Camino de Santiago (Alicante, Cuenca, Guadalajara y Burgos) lo llevan por Trillo:
      http://www.caminosantiago.org/cpperegrino/caminos/caminover.asp?CaminoId=9

      Eliminar
    2. Ciertamente, y causa tristeza contemplar con el paso de los años los restos de un puente de la Hispania Romana, que ya en 1400 resultaba intransitable, al que de cuando en cuando se le intentó añadir algún remiendo chapucero y cuyas piedras permanecen tiradas hoy en día a pocos metros del paso alternativo construido para unir nuevamente los pueblos de Morillejo y Carrascosa ¡qué gran ocasión perdida para afrontar su reconstrucción!: http://biblioteca2.uclm.es/biblioteca/CECLM/ARTREVISTAS/Wad/wad21_garciapuente.pdf

      Eliminar